Inicio / Remedios caseros, remedios naturales / Cómo usar la lavanda para bajar la tensión arterial

Cómo usar la lavanda para bajar la tensión arterial

La presión arterial elevada, también conocida como presión alta es una afección del sistema cardiovascular caracterizada porque la sangre circula a través de las arterias con una presión más elevada en relación con los niveles normales.

La presión arterial elevada puede ser consecuencia de desequilibrios en los riñones, obesidad, hipertensión, los malos hábitos, el estrés, la utilización de determinados fármacos o incluso, en algunas ocasiones su origen es genético.

No prestar atención o descuidar los niveles de presión cuando esta se encuentra alta puede provocar graves problemas de salud tales como ataques al corazón y derrames cerebrales.

Ahora bien, existen opciones naturales para disminuir los niveles de presión arterial. Entre estas alternativas que nos brinda la naturaleza, destaca la lavanda.

La lavanda contiene cineol, alcanfor, bromeol y cetato de bonilo, componentes que la convierten en una planta medicinal con excelentes propiedades sedantes y analgésicas que actúan disminuyendo el estrés y la ansiedad.

Esta planta es una alternativa ideal para disminuir los niveles de presión de la sangre y las arterias debido a que es un vasodilatador natural que permite reducir la presión arterial.

En este artículo te indicaremos las formas más sencillas y efectivas de utilizar la lavanda para bajar la tensión arterial

¿Cómo usar la lavanda para bajar la tensión arterial?

bajar la tensión arterial

Infusiones de lavanda: ingerir una infusión elaborada a partir de las flores de lavanda es un remedio natural excelente para disminuir la presión arterial.

Para prepararla solo debes agregar las flores de lavanda a un recipiente que contenga dos tazas de agua hirviendo. Dejas reposar esta infusión, para luego colarla y consumirla fría o caliente según prefieras.

Aplicación de forma externa: otra de las maneras de utilizar la lavanda para bajar la tensión arterial es su aplicación de forma externa sobre la piel.

Los episodios de estrés o ansiedad pueden desencadenar subidas en la presión arterial, por lo que su aceite esencial puede ser aplicado de forma tópica en el cuerpo para de esta manera inhalar sus vapores curativos.

Se recomienda utilizar el aceite de lavanda mediante un masaje para de esta manera obtener una relajación profunda y así disminuir la presión arterial elevada.

Aromaterapia: la inhalación de los vapores que desprende el aceite esencial de lavanda es una manera efectiva de dilatar las arterias y de disminuir la tensión.

Puedes colocar de 4 o 5 gotas de aceite de lavanda en un difusor, agregar agua y utilizar una fuente de calor que permita la evaporación del aceite para de esta manera inhalar los vapores curativos de la lavanda.

Al utilizar la lavanda para bajar la tensión arterial se recomienda realizar la sesión de aromaterapia justo antes de ir a dormir, en poco tiempo podrás comprobar la disminución de los niveles de tu presión.

Para casos de emergencia: Otra de las formas de emplear la lavanda para bajar la presión arterial, es su utilización en caso de una crisis de hipertensión. En estas situaciones, impregnar un pañuelo con aceite de lavanda e inhalar estos vapores, es una solución efectiva para disminuir de manera inmediata la presión y controlar la crisis.

Cómo usar la lavanda para bajar la tensión arterial
4.8 (95%) 4 vote[s]