Inicio / Belleza, estética y salud / Tomar paracetamol durante el embarazo: efectos secundarios

Tomar paracetamol durante el embarazo: efectos secundarios

El consumo de paracetamol durante el embarazo es seguro y por lo general no trae ninguna complicación. Sin embargo, hay ciertos riesgos y efectos secundarios asociados que toda embarazada debe conocer.

Aunque sea uno de los medicamentos más seguros para usar durante el embarazo, su consumo no está exento de riesgos. El consumo debe ser controlado y siempre a través de la prescripción médica. A continuación, presentaremos diferentes aspectos sobre las ventajas y los peligros de tomar paracetamol durante el embarazo.

Paracetamol: ¿qué es exactamente?

Este medicamento es un analgésico antipirético, es decir, que alivia el dolor y combate la fiebre. No tiene efecto antiinflamatorio y, en general, se utiliza para aliviar dolores de cabeza, malestar en la espalda y resfriados.

Se calcula que el 60% de las embarazadas lo utilizan; sin embargo, es un medicamento que se absorbe por la placenta. Es decir, llega al feto, lo que origina riesgos y efectos secundarios no deseados para la gestación.

¿Cuáles son los efectos de tomar paracetamol durante el embarazo?

Si no se utiliza de forma prolongada, el paracetamol es un medicamento seguro, siempre y cuando sea indicado por un médico. En varias ocasiones se prescribe para aliviar algún malestar de las embarazadas, tales como dolores de cabeza o de espalda; así como resfriados.

Debido a los efectos secundarios que este analgésico puede tener en el feto, es importante no automedicarse. Aún más sabiendo que se trata de un fármaco que generalmente se encuentra fácilmente, y suele ser la primera opción para combatir diversos síntomas. Algunos de estos efectos secundarios son:

Asma y alergia

Durante el segundo y tercer trimestre del embarazo, el uso de paracetamol puede causar asma en el bebé. Según las encuestas realizadas, el riesgo de sufrir de asmaes un 25% mayor en bebés cuyas madres utilizaron este fármaco.

También se asocia el uso de este medicamento a la probabilidad de que el bebé sufra alergias y otros problemas respiratorios.

Problemas en el desarrollo neuronal

Administrar paracetamol durante un período prolongado en el tercer trimestre de embarazo puede provocar problemas cognitivos y motores en el feto.

Diversas investigaciones han revelado que las madres que usaron paracetamol por más de 28 días consecutivos tuvieron bebés con un desarrollo cognitivo menor. Además,estos bebés presentaron problemas de comportamiento y desarrollo motor debajo del normal.

Problemas reproductivos

Tomar paracetamol durante el embarazo por más de 28 días puede producir también trastornos reproductivos en los bebés de sexo masculino.

Al reducir los niveles de testosterona, puede constituir un riesgo para la fertilidad y criptorquidia. En este caso, los testículos no descienden al escroto, quedando en el canal inguinal o en el abdomen.

TDAH

Otro riesgo asociado al uso del paracetamol durante el embarazo es la relación que existe con el TDAH. Según investigaciones de la Universidad de California, existe un vínculo entre este fármaco y el trastorno por déficit de atención e hiperactividad.

Los niños cuyas madres ingirieron paracetamol durante el embarazo tienen entre 13% y 37% más de posibilidades de sufrir TDAH.

Las mujeres con presión arterial alta: posible riesgo de parto prematuro

Las mujeres que toman este fármaco y sufren de hipertensión (presión arterial alta) se arriesgan a tener un parto prematuro.

Debemos aclarar que el paracetamol no genera normalmente riesgo de aborto o adelanto del parto. Se produce únicamente, como hemos visto, en las mujeres con antecedentes de presión arterial alta.

Dosis recomendadas de paracetamol durante el embarazo

Tanto el período de la administración, como la dosis, son importantes para que este medicamento no constituya un riesgo. Como hemos visto, a pesar de los riesgos asociados, el paracetamol durante el embarazo es seguro siempre tomado con el debido control y acompañado de prescripción médica.

Lo recomendable es no superar los cuatro gramos al día; así mismo, debe ser tomado, como máximo, cada 6 – 8 horas. Además, sólo se debe tomar en casos aislados, cuando realmente exista una necesidad real para ello.

Entonces, ¿qué hacer frente a un malestar durante el embarazo?

Ya hemos visto los efectos secundarios vinculados al uso del paracetamol en el embarazo. Pero, entonces, ¿qué alternativas existen a esta medicación?

Debemos tener en cuenta que el paracetamol siempre debe ser prescrito por un médico y administrado por un corto período de tiempo, todo ello para que no suponga grandes riesgos para el feto. Sin embargo, es importante obedecer las indicaciones del médico y no tomar paracetamol durante el embarazo de forma prolongada. En realidad, lo ideal es evitar tomar cualquier medicamento durante los meses de embarazo.

Lo más recomendado es informarse sobre los métodos alternativos y naturales para aliviar las sensaciones de malestar. Hay muchas opciones: remedios naturales, calmantes caseros, acciones a ser realizadas, como masajes, ejercicios moderados, etc. Siempre que puedas solucionar tu malestar de un modo menos agresivo, estarás contribuyendo con la salud de tu bebé.

Tomar paracetamol durante el embarazo: efectos secundarios
5 (100%) 2 votes