Inicio / Belleza, estética y salud / Ibuprofeno durante el embarazo: riesgos y alternativas

Ibuprofeno durante el embarazo: riesgos y alternativas

El consumo de ibuprofeno durante el embarazo implica algunos riesgos para el desarrollo del futuro bebé. En su lugar, existen otras opciones menos agresivas para el feto.

Durante los meses de gestación, es necesario tener cuidado con el consumo de medicamentos. Hay medicamentos como el ibuprofeno, que presentan contraindicaciones y son perjudiciales para el bebé.

El ibuprofeno es uno de los medicamentos más generalizado y está presente en la mayoría de los hogares. Se trata de un analgésico, antiinflamatorio, indicado para el tratamiento de dolores musculares, dolores de cabeza y artritis.

Descubierto y patentado en 1961, en un principio fue lanzado para el tratamiento de la artritis reumatoide. Actualmente, es un componente que está presente en otros medicamentos antiinflamatorios y se utiliza para el tratamiento de los resfriados.

¿Por qué no tomar ibuprofeno durante el embarazo?

Frente a cualquier tipo de molestia durante la gestación, el ibuprofenonunca será el medicamento indicado para aliviar el malestar.

Los médicos no aconsejan el ibuprofeno durante el embarazo debido a los riesgos que representa para el feto. Además, porque no es aconsejable enmascarar los síntomas que den señales del estado general de salud de la futura madre.

Contraindicaciones para el bebé

Según estudios realizados, el consumo de ibuprofeno en el primer trimestre de embarazo puede acarrear las siguientes consecuencias:

  • Riesgo de sufrir un aborto espontáneo
  • Problemas del corazón u otras anomalías, como labio leporino y hendidura labial.
  • Anomalías en la pared del abdomen

En los dos primeros trimestres de la gestación, el ibuprofeno está contraindicado debido a los riesgos anteriormente descritos. Sin embargo, en situaciones de extrema necesidad, el médico puede recetar, siempre en la dosis mínima recomendada. Así mismo, durante la última fase del embarazo, el ibuprofeno es completamente contraindicado.

Riesgos en los últimos meses de embarazo

Si la mujer toma ibuprofeno en el último trimestre de embarazo, pueden producirse consecuencias graves, tales como:

Disminución del volumen de líquido amniótico. Con esto, un retraso en el parto.

Problemas en el desarrollo de los pulmones del bebé.

Malformaciones cerebrales. El ibuprofeno puede taponar las arterias del corazón, afectando gravemente al feto.

Independientemente de la fase de la gestación, el consumo de ibuprofeno durante el embarazo aumenta el riesgo de sufrir abortos naturales. Por lo tanto, es mejor no tomar este medicamento y consultar siempre con tu médico de confianza.

Ibuprofeno antes del embarazo

Además de los riesgos que presenta para la salud del bebé, este medicamento puede provocar problemas antes del embarazo.

En este sentido, el ibuprofeno reduce la producción de protaglandinas, sustancias que son fundamentales para el proceso de ovulación. Las protaglandinas, además, ayudan a que el embrión se fije en las paredes del útero.

¿Cómo sustituir el ibuprofeno?

Existen algunos medicamentos que, indicados por los expertos, pueden sustituir al ibuprofeno durante el embarazo.

La aspirina y el paracetamol en dosis recomendadas pueden ser ingeridos por mujeres embarazadas. Es considerado como el medicamento más seguro para aliviar los dolores en las embarazadas porque su acción es local. Sin embargo, siempre es mejor evitar el consumo de cualquier medicamento o hacerlo sólo en los casos realmente necesarios.

Pastillas para la tos. Si presentas dolor o picazón en la garganta, estas pastillas pueden ser una alternativa que no provoca consecuencias en el feto.

Antiácidos. La acidez es una molestia común durante el embarazo. Por eso, tomar estos medicamentos es normal para su prevención. Sin embargo, consulta previamente con tu médico y asegúrate de que sean medicamentos derivados de magnesio y aluminio.

Elegir lo natural

A pesar de que muchas veces no es común recurrir a métodos naturales para aliviar los dolores, esta es una excelente opción durante el embarazo.

Infusiones de limón o jengibre son los mejores aliados para disminuir los resfriados, además de la miel, tomillo y hojas de laurel.

Si deseas aliviar los dolores de espalda, masajea con un poco de calor la región; así mismo, algunos ejercicios de estiramiento son buenas opciones.

Más consejos

Siempre es mejor evitar cualquier tipo de medicamento durante el embarazo; además, nunca será buena idea el automedicarse; ya que no solemos conocer los efectos secundarios que los medicamentos pueden tener sobre la mujer y el bebé en desarrollo. Como has podido percatarte, el ibuprofeno es uno de los medicamentos contraindicados en este período, debido a los riesgos para la salud del bebé. Sin embargo, existen medicamentos que, cuando son ingeridos de la manera indicada y en las dosis adecuadas, pueden ser tomados sin mayores riesgos.

Durante la gestación, en caso de que sientas dolor con algún tratamiento, lo más importante es que no te automediques y siempre busques la asistencia de un especialista. En todo caso, siempre se debe leer el prospecto y no olvidarse nunca de que existen opciones naturales que también ofrecen seguridad y alivio frente al dolor.

Ibuprofeno durante el embarazo: riesgos y alternativas
5 (100%) 2 vote[s]