Analgésicos naturales para aliviar el dolor

Si buscas los analgésicos naturales más efectivos para aliviar el dolor aquí te los traemos. En algún momento de nuestra vida hemos experimentado una dolencia y aunque no se considere una emergencia, puede ser una molestia. El dolor es una medida de alerta del cuerpo para dejarte saber que algo no anda del todo bien. Estamos tan acostumbrados en la actualidad a apaciguar estas dolencias con medicamentos de laboratorio que dejamos de lado lo natural. Por eso aquí te dejamos los cinco remedios caseros más utilizados para vencer cualquier dolor crónico.

Pócima de corteza de sauce blanco

El sauce blanco es conocido históricamente como un analgésico potente de origen natural que ostenta propiedades antiinflamatorias. También es un compuesto natural muy utilizado en la industria farmacológica como suplemento natural. Puedes elaborar una infusión hirviendo una cucharada de corteza de sauce en una taza de agua por cinco minutos. Después de realizar un filtrado puedes ingerir el colado al mostrar síntomas de dolor. Es importante que no sobrepases esta cantidad ya que puede causar efectos secundarios de malestar estomacal.

Te de cúrcuma

Con un sabor que sobrepasa los sentidos, es una de las hierbas más utilizadas de origen natural para diversos propósitos. Con un intenso color amarillo, la cúrcuma contiene cualidades antioxidantes que ayuda a proteger el cuerpo de radicales que dañan tejidos. No solo alivia el dolor en cualquiera de sus niveles, también ofrece ayuda combatiendo enfermedades como la psoriasis o úlceras. Su preparación se basa en mezclar una cucharada de cúrcuma en polvo en una taza de agua caliente. Puedes tomarlo dos veces al día y endulzarlo con miel.

Infusión a base de clavos de olor

analgésicos naturales

Proveniente de indonesia y un infaltable a la hora de cocinar, el clavo de olor también posee cualidades analgésicas. No solo es un poderoso enemigo del dolor sino que brinda sus propiedades contra náuseas y resfriados. Es extremadamente recomendado si el dolor que presentas se debe a síntomas de artritis, migrañas o dolor de muelas. Su preparación es la que usarías tradicionalmente para cocinar un té, solo hierves agua y mezclas con los clavos. Puedes ingerirla al momento que se presente la dolencia y no causa ningún efecto secundario.

Pomadas a base de hojas de árnica

El árnica es una planta con maravillosos componentes analgésicos que se utilizan mayormente de manera tópica. También es posible encontrarlas en presentaciones liquidas con preparados que puedes beber. Sin embargo su efecto es más rápido aplicando directamente sobre el área afectada para aliviar el dolor. Solo debes triturar sus hojas y ramas hasta extraer un zumo que puedes mezclar con aceites o bicarbonato de sodio. Aplicando sobre la zona de dolor se producirá el efecto del ácido caféico y clorogénico que desinflama, protege y alivia.

Analgésicos naturales para aliviar el dolor
5 (100%) 2 vote[s]
Joejuan Williams Jersey