Aceite de coco y romero para hacer crecer el cabello

Tanto el aceite de coco como el romero favorecen la oxigenación de los folículos pilosos del cuero cabelludo, disminuyendo la caída y haciéndolo crecer en mejores condiciones.

Las opciones de tratamiento casero para hacer crecer el cabello están entre las primeras opciones de aquellos que sufren de caída excesiva o calvicie.

Aunque este proceso es lento y puede variar de persona a persona, el uso continuo de ciertos productos puede fortalecer los folículos capilares para facilitar su control.

Además, es una gran manera de proporcionar algunos de los nutrientes que, muchas veces, se pierden a través del uso de productos químicos y la exposición a toxinas.

Afortunadamente, además de las opciones de comercio, existen soluciones 100% naturales y accesibles a todos, cuyos efectos son similares.

En este artículo queremos compartir una receta hecha con aceite de coco y romero, dos ingredientes muy conocidos en lo que respecta a la belleza del cabello.

Tratamiento casero para hacer crecer el cabello

La mezcla de aceite de coco y romero es un remedio alternativo que se ha popularizado como suplemento para hacer crecer el cabello.

Está indicado para casos de caída excesiva, y también para resolver los problemas de crecimiento que nos impiden tener un cabello largo y voluminoso.

Su uso no modifica la producción de aceite en el cuero cabelludo, lo que permite su uso en todos los tipos de pelo.

Beneficios del aceite de coco

El aceite de coco es uno de los ingredientes que ha sido utilizado de muchas formas en los cosméticos naturales.

Rico en ácidos grasos esenciales, antioxidantes y aminoácidos, es un restaurador que ayuda a aliviar varios problemas que afectan la salud del pelo. Sus nutrientes penetran a través del cuero cabelludo, estimulando el crecimiento de nuevos cabellos en caso de caída excesiva.

Regula el pH y detiene la proliferación de hongos y bacterias que causan infecciones en los folículos capilares. Hidrata las raíces y evita el debilitamiento y la rotura de los cables. Actúa como un acondicionador natural, lo que ayuda a mantener el pelo sedoso, hidratado y brillante.

Beneficios del aceite de romero

El uso del romero como tratamiento para detener la caída excesiva de cabello es conocido desde la antigüedad. En realidad, muchas empresas han utilizado sus extractos para desarrollar tratamientos contra la pérdida de cabello, así como champús.

Sus compuestos activan la circulación en el cuero cabelludo y mejoran el proceso de oxigenación en dirección a los folículos pilosos. Esto permite la renovación continua de los cabellos y, además, mejora el proceso de nutrición que influye en el crecimiento.

Posee propiedades astringentes que ayudan a detener la producción excesiva de grasa y además disminuyen la aparición de la caspa. Su acción revitalizante reduce las agresiones causadas por las toxinas y retrasa la aparición de las canas.

¿Cómo preparar este tratamiento casero para hacer crecer el cabello?

Para sacar el máximo provecho de los beneficios de estos aceites capilares, a continuación se propone combinarlos en un único producto para ser usado diariamente.

Es importante tener en mente que, aunque ayuda a estimular el crecimiento, debe ser complementado con otros tratamientos capilares para obtener buenos resultados.

De la misma forma, es esencial adquirir aceite de coco 100% orgánico y aceite de romero de alta calidad, ya que los productos refinados no tienen las mismas propiedades.

Ingredientes

10 cucharadas de aceite de coco orgánico (150 g)

5 cucharadas de romero (75 g)

Utensilios

Recipiente resistente al calor

Botella de vidrio

Cuchara de madera

Preparación

Vierte el aceite de coco orgánico en un recipiente resistente al calor.

Derrite en baño maría y mezcla con el romero con la ayuda de una cuchara de madera.

Deja que el producto a temperatura ambiente y colócalo en un frasco de vidrio.

Modo de aplicación

Toma una cantidad generosa de la mezcla y frota por todo el cuero cabelludo.

Separa el cabello en varias mechas para facilitar la distribución del producto.

Haz un masaje de 5 a 8 minutos, aplicando una ligera presión con la punta de los dedos.

Después, deja actuar por 20 minutos y enjuaga.

Repite el tratamiento 2 o 3 veces por semana.

¿Quieres tener un cabello más fuerte? Recuerda que, además de usar diariamente este tratamiento casero para hacer crecer el cabello, debes mejorar tu alimentación y tus hábitos de cuidado del cabello.

Trate de identificar si alguno de tus productos de uso habitual contiene ingredientes que pueden estar causando la caída del cabello. Además, evita el uso excesivo de gorros, secadores de cabello y tintes.

Aceite de coco y romero para hacer crecer el cabello
5 (100%) 2 vote[s]
Joejuan Williams Jersey