noviembre 18, 2019
tratamientos naturales

5 tratamientos naturales para el acné en la cara

Además de recurrir a estos tratamientos naturales para eliminar el acné, también es importante identificar su origen para poder tomar las medidas necesarias para tratarlo.

La aparición de acné en la cara es uno de los problemas estéticos que, a menudo, se desarrollan en la etapa de la pubertad.

A pesar de que se han producido también en otras edades, los jóvenes son más susceptibles debido a los cambios hormonales bruscos que atraviesan.

Se producen por la acumulación de sebo, células muertas y las impurezas de los poros que dificultan la oxigenación de la piel, causando una pequeña inflamación. No suelen causar dolor, aunque algunas veces se infecten y generen complicaciones. Sin embargo, casi siempre desaparecen con el paso del tiempo sin causar mayores problemas.

Además, gracias a los compuestos de algunos tratamientos se puede hacer una limpieza profunda que acelera su proceso de recuperación.

En esta oportunidad queremos repasar algunas de sus principales causas y 5 soluciones eficaces de origen natural.

Causas del acné en la cara

La aparición de acné en el rostro puede ser derivada de uno o varios factores.

Su presencia indica una alteración en la actividad de las glándulas sebáceas, que, a su vez, pueden ser provocados por otros elementos o condiciones.

Los cambios hormonales

En la etapa de la pubertad, durante el ciclo menstrual y la menopausia, se producen desequilibrios hormonales que pueden sobreestimular el trabajo de las glándulas sebáceas.

Esta situación causa una producción excesiva de sebo que, al saturar los poros, causa inflamación y puntos negros.

El estrés y la ansiedad

La exposición frecuente a situaciones de estrés y ansiedad dificulta el proceso de oxigenación celular y reduce la capacidad de la piel para limpiar por sí misma.

Es por eso que, con frecuencia, las personas con estos desequilibrios también cuentan con estas imperfecciones.

La mala alimentación

Aunque el tema sea discutido, se cree que el consumo de alimentos ricos en grasas y azúcares también influye en la aparición de barritos y espinillas.

Dermatitis de contacto

El contacto directo de la piel con sustancias irritantes desencadena una respuesta alérgica que se manifiesta con la aparición de imperfecciones en la piel.

Higiene inadecuada

La falta de limpieza facial, o dormir de maquillaje, genera una acumulación de residuos en la piel que favorece la aparición de este problema.

Tratamientos naturales para el acné en la cara

Para atender a la necesidad de corregir estos cambios, la industria cosmética ha desarrollado una infinidad de productos que facilitan su eliminación.

Sin embargo, de forma opcional, se pueden aplicar algunas soluciones naturales que ofrecen efectos similares.

1. Arcilla verde

Este ingrediente es un desintoxicante que ayuda a absorber los restos de sebo y células muertas que obstruyen los poros.

¿Cómo usarlo?

Humedece una pequeña cantidad de arcilla verde hasta obtener una pasta.

Frota sobre el rostro y déjala actuar por 20 minutos.

Enjuaga con agua tibia, haciendo masajes suaves para facilitar la eliminación del producto.

Repite su uso 2 veces por semana.

2. Té verde

Rico en compuestos antioxidantes y astringentes, el té verde es un producto revitalizante que ayuda a limpiar el rostro en profundidad para minimizar la aparición de acné.

¿Cómo usarlo?

Rociar un poco de infusión de té verde sobre el rostro y dejar actuar por 15 minutos.

Limpiar con una toalla húmeda o enjuagar con agua fría.

Utiliza al menos 3 veces por semana.

3. Agua de rosas

El agua de rosas es un tónico natural con propiedades astringentes y anti-inflamatorias que ayudan a eliminar los residuos que influyen en la aparición de este problema cutáneo.

¿Cómo usarla?

Humedece una bola de algodón con agua de rosas y aplícala haciendo masajes suaves en la piel.

Deja actuar sin enjuague y repita el uso de 2 veces por día.

4. El aloe vera

Las propiedades antibacterianas, cicatrizantes y anti-inflamatorias del gel de sábila ayudan a controlar la aparición de acné, especialmente cuando es de origen infeccioso.

¿Cómo usarlo?

Saca el gel fresco de aloe vera y aplícalo en las zonas afectadas.

Deja que actúe por 30 minutos y luego enjuaga.

Utiliza todos los días hasta curar la piel.

5. La miel

La miel contiene compuestos antibióticos que ayudan a eliminar las bacterias que causan el acné en la piel.

Sus nutrientes regeneran los tejidos y ayudan a prevenir la aparición de cicatrices y manchas.

¿Cómo usarla?

Haz una mascarilla con miel de abeja pura, cubriendo especialmente en las regiones con acné.

Deja reposar por 30 minutos y enjuaga con agua tibia.

Usa 3 veces por semana.

Ten en cuenta que, para obtener buenos resultados, es necesario ser constante con la aplicación del tratamiento natural que te llame la atención.

Intenta mantener la piel limpia y evitar el uso de maquillaje en exceso, por lo menos hasta eliminar el acné.