marzo 2, 2024
Dispositivo de incontinencia urinaria

Pinzas urinarias: Dispositivo perfecto para recuperar tu rutina

Las pinzas urinarias son dispositivos médicos diseñados para ofrecer alivio a las quienes padecen incontinencia urinaria. Esta enfermedad es una experiencia incómoda y debilitante para muchas personas, afectando su calidad de vida y autoestima.

Las pinzas son una solución efectiva para retener la orina, brindando confianza y comodidad para una vida activa y sin preocupaciones.

En esta publicación te enseñaremos cómo elegir pinzas de continencia urinaria de manera correcta, cómo colocarlas en el pene, consejos para usarlas correctamente y finalmente pautas para mantenerlas limpias y evitar complicaciones desafortunadas, como infecciones.

Cómo elegir el tamaño de tus pinzas urinarias

Para ayudarte a encontrar el tamaño correcto, y que las pinzas hagan su trabajo mientras realizas tus actividades cotidianas, aquí te mostramos los tamaños ideales:

  • Pequeño (25-29 mm). Para hombres con pene delgado o que desean un cierre ajustado.
  • Mediano (30-34 mm). Adecuado para la mayoría de los hombres. Es un punto de partida para aquellos que no están seguros de su tamaño.
  • Grande (35-39 mm). Recomendado para hombres con un pene más grueso o que prefieren un ajuste más holgado.

Consejo: mide el diámetro de tu pene en estado flácido siguiendo las instrucciones del fabricante.

Pinzas urinarias

Cómo usar pinzas urinarias

Sigue estos pasos para un uso correcto de las pinzas urinarias:

  • Antes de comenzar, lava bien tus manos con agua y jabón para evitar introducir gérmenes.
  • Abre cuidadosamente el paquete siguiendo las instrucciones. Revisa el dispositivo para comprobar que esté limpio y en condiciones óptimas.
  • Encuentra una posición cómoda para colocarla, como estar de pie con las piernas ligeramente separadas.
  • Asegúrate de que el área del pene esté limpia y seca. Si es necesario, puedes utilizar una toalla o papel higiénico.
  • Sujeta el dispositivo con la parte superior de la mano y utiliza la otra para abrir delicadamente la pinza deslizando los dedos hacia abajo desde la parte superior hasta la base.
  • Arrástrala suavemente sobre el pene flácido hasta que quede bien ajustado, pero no demasiado apretado.
  • Asegúrate de que la parte superior de la pinza quede debajo del surco del glande.
  • Una vez colocado, presiona la parte superior de la pinza para comprobar que esté cerrado alrededor del pene. Deberías sentir un ajuste seguro, pero no incómodo.
  • Realiza una prueba de fugas caminando o moviéndote ligeramente.
  • Si sientes alguna incomodidad o fugas, ajusta la pinza según sea necesario. Ten cuidado de no apretar demasiado.
  • Para quitar la pinza, deslízala suavemente hacia abajo desde la base del pene.

Consejos para usar las pinzas de manera efectiva

Si quieres disfrutar de las ventajas de este dispositivo médico, te damos algunos consejos y pautas útiles.

  • Reemplazo regular. Te recomendamos retirar la pinza cada 4 o 6 horas. Esto permite que la piel respire y reduce el riesgo de infección.
  • Realiza ajustes periódicos. Verifica la comodidad y la firmeza de la pinza cada 2 a 3 horas. Los ajustes son necesarios para mantener el sellado adecuado sin apretar el miembro.
  • Mantén una higiene constante. Mantén el área del pene limpia y seca. Lava suavemente el área antes de colocar una nueva pinza urinaria. Recuerda secarla completamente para evitar la acumulación de humedad
  • Revisa variedad de pinzas. Explora diferentes tamaños y estilos para encontrar la que mejor se adapte a tu anatomía y necesidades personales.
  • Monitorea la piel. Inspecciona la piel debajo de la pinza urinaria en busca de signos de irritación, enrojecimiento o lesiones. Si notas alguno de estos síntomas, consulta a un profesional de la salud.

Pinza urinaria Harex

Cómo limpiar las pinzas urinarias

Si quieres prevenir infecciones, y garantizar un uso seguro y efectivo, debes mantener una higiene adecuada. Te enseñamos cómo:

  • Antes de comenzar, lava bien tus manos con agua y jabón.
  • Reúne todos los suministros necesarios. No utilices jabones perfumados o agresivos, ya que podrían causar irritación.
  • Cuando retires la pinza, hazlo con cuidado para evitar derrames de orina.
  • Enjuaga la pinza con agua tibia para eliminar los residuos calientes. No uses agua caliente, podría dañar el material.
  • Aplica una pequeña cantidad de jabón suave en tus manos y frota suavemente la pinza, asegurándote de llegar a todas las áreas.
  • Enjuaga a fondo con agua tibia para eliminar cualquier residuo de jabón.
  • Usa una toalla limpia y suave para secar la pinza. Antes volver a colocarla, revisa que esté completamente seca.
  • Guarda la pinza en un lugar limpio y seco cuando no la estés usando. Evita lugares húmedos o expuestos al sol.