Aprende a prevenir la cirrosis

Aprende a prevenir la cirrosis
5 (100%) 1 vote

Si has escuchado acerca de la cirrosis y quieres profundizar en este interesante tema de salud, has llegado al lugar indicado, pues aquí te otorgamos información para que aprende a prevenir la cirrosis desde un niño hasta un adulto, en un ABC que podrás poner en práctica desde ya.

La cirrosis es una enfermedad muchas veces mortal, que ataca al hígado y se produce por el mal funcionamiento y uso de este exclusivo órgano.

Detonantes de la cirrosis

Interésate y aprende a prevenir la cirrosis conociendo de algunas de las causas que pueden producirlas ellas son:

  • El alcoholismo crónico.
  • Hígados grasos.
  • La automedicación.

Estos tres factores de riesgo producen serias cicatrices en este órgano vital, es por ello que en lo posible se debe disminuir el consumo de alcoholes, la ingesta de grasa saturada, pero, sobre todo el consumo indiscriminado de fármacos, sobre todo si no son recetados.

Síntomas de lesiones hepáticas

Las lesiones hepáticas muchas veces hasta no ser grandes pueden ser asintomáticas, es por ello que debes prestar atención a las siguientes señales que son de atención:

  • Inicio de hemorragias frecuentes.
  • Aparición de hematomas.
  • Picazón en la piel.
  • Pérdida de apetito y de peso.
  • Hinchazón en miembros inferiores.
  • Enrojecimiento de las palmas de la mano.

Como se encuentra el órgano

Para poder conocer el estado del hígado, será necesaria la práctica de estudios especializados como la ecografía para poder evaluar cómo se encuentra este órgano.

Además de las imágenes, se requerirá de exámenes de laboratorio que contenga el perfil hepático del paciente, así como la realización de un fibrotest y, la resonancia magnética en algunos tipos de paciente en particular.

Tratamientos para la cirrosis

El único tratamiento para esta grave enfermedad es el trasplante de hígado, pues al ser un solo órgano las cicatrices producidas en el son irreversibles y mortales.

Quien aprende a prevenir la cirrosis, puede alejarse de una muerte con mucho sufrimiento y dolor, pues es una enfermedad altamente catastrófica que puede ser prevenida perfectamente siempre y cuando se abstengan de realizar prácticas que pongan en riesgo al órgano.

Aprende a prevenir la cirrosis para que puedas reducir las posibilidades de que tu hígado se lesione. No omitas la realización de un control del hígado para que manteniéndote informado alejes los riesgos y puedas atacar al instante cualquier daño. La prevención es salud y vida.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.